Sanción de 450.000 euros a Panrico por afecciones al Jarama

El Consejo de Ministros ha acordado el pasado viernes la imposición de una sanción de 454.173 euros (unos 75 millones de pesetas) a la fábrica de Panrico, en Paracuellos del Jarama, por el uso industrial sin autorización de las aguas subterráneas y por daños causados en la ribera del Jarama. La Plataforma Jarama Vivo se felicita por esta sanción.

Según un teletipo de Europa Press, el Gobierno ha impuesto esta sanción a Panrico por el uso indebido y sin autorización de las aguas del Jarama en la planta que cuenta en la localidad de Paracuellos (Madrid). En concreto la sanción es de 346.715 euros y obliga a indemnizar con 107.458 euros por los daños causados al Dominio Público Hidráulico.

En julio de 2007, la plataforma Jarama Vivo, a través del colectivo GRAMA, denunció la actividad de esta empresa a la Confederación Hidrográfica del Tajo y a la Dirección de Disciplina Ambiental de la Comunidad de Madrid ante la escandalosa situación encontrada en las inmediaciones de la planta, junto al río Jarama. Frente a la fábrica se formaba en la misma orilla del Jarama una gran balsa con aguas industriales y con un olor nauseabundo.

noticia-jarama-vivo-panrico1

Balsa de aguas industriales formada en las inmediaciones de la planta de Panrico

Estas denuncias manifestaron, una vez más, la despreocupación ambiental que caracteriza al Gobierno Regional, cuando durante el mes de julio se recibió un escrito de la Consejería de Medio Ambiente en el que indicaban que se habían personado en la fábrica sin haber encontrado ninguna situación irregular.

Jarama Vivo se congratula y se felicita por esta sanción, que viene a demostrar la degradación que sufre el río Jarama en su tramo medio y más concretamente a partir del término de Paracuellos, la antesala de los procesos de contaminación que sufre el río en todo su curso bajo, especialmente acusados cuando reciben los vertidos de las depuradoras del Canal de Isabel II