Llanuras cerealistas

Las amplias llanuras que se extienden al Oeste del valle y al Sur del Parque, especialmente en los términos municipales de Pinto, Valdemoro y San Martín de la Vega, constituyen  un paisaje agrario muy tradicional en nuestra Comunidad. Estos espacios abiertos se caracterizan por una policromía estacional muy interesante, que pasa del verde intenso en la primavera al pardo-grisáceo del verano caluroso.

Son suelos intensamente aprovechados para el cultivo de cereales, carentes de arbolado, en los que los usos tradicionales han dejado una huella evidente. Las aves son el grupo zoológico más interesante, y de ellas la avutarda (Otis tarda) es la especie más espectaculares (más de 2 metros de envergadura) y amenazada. Aves desconfiadas y precavidas que prefieren recorrer caminando sus dominios antes que levantar en vuelo su colosal volumen. Junto a ellas un pariente cercano, el sisón (Tetrax tetrax), el curioso alcaraván (Burhinus aedicnemus), la ortega (Pterocles orientalis), esta última más propia de los secarrales africanos.

Las zonas esteparias del parque, especialmente las situadas en Pinto, Getafe y Ciempozuelos son el lugar que utilizan las aves de mayor tamaño de nuestro país. La avutarda es una especie de notable valor, especialmente protegida. Una auténtica joya biológica del Parque.

Las zonas esteparias del parque, especialmente las situadas en Pinto, Getafe y Ciempozuelos son el lugar que utilizan las aves de mayor tamaño de nuestro país. La avutarda es una especie de notable valor, especialmente protegida. Una auténtica joya biológica del Parque.

Las aves son el grupo dominante de la fauna, algunas en franco retroceso por el efecto combinado de los biocidas y las cosechadores, es el caso del aguilucho cenizo (Circus pygargus) y el cernícalo primilla (Falco naumanni). Algunos ejemplares de este último todavía se refugian en las ruinas de Perales del Río, en la que fue la mayor colonia de esta pequeña rapaz.

Zorros (Vulpes vulpes), conejos (Oryctollagus cuniculus), comadrejas (Mustela nivalis) son algunos de los pequeños mamíferos que pueblan las llanuras. Entre los reptiles no falta el lagarto ocelado (Lacerta lepida) y las grandes culebras bastardas (Malpolon monspessulanus), que pueden llegar a alcanzar ,los dos metros y medio de longitud.

Para acceder al inventario sistemático de fauna del parque, pulsa aquí.